Crean frente común contra la desgravación arancelaria

Crean frente común contra la desgravación arancelaria

Dirigentes del sector agropecuario informaron que conforman un bloque que será encabezado por el CNA, en contra de la decisión del gobierno federal de disminuir los aranceles a la importación de agroalimentos con el argumento de bajar los precios al consumidor, pues pone en riego a miles de productores del país.

Representantes del sector y analistas advirtieron que con ese tipo de medidas unilaterales se le deja a la administración entrante un campo devastado, descapitalizado y sin interés de invertir.

Tan sólo los productores de leche advierten que en los últimos cinco meses, derivado de los altos costos de producción, se han cerrado diez mil establos, con lo que la producción del lácteo podría disminuir en 10 por ciento al cierre de 2012 y regresar a diez mil 600 millones de litros, caída que podría llegar a 30 por ciento con la baja a esos aranceles.

Vicente Gómez Cobo, presidente de la Asociación Nacional de Ganaderos Lecheros, advirtió que esa decisión desordenará el mercado de lácteos en el país y obligará a productores a mandar al rastro a miles vacas.

Por su parte, Carlos Blackaller Ayala, presidente de la Unión Nacional de Cañeros, alertó de la quiebra de la industria azucarera del país, pues a la caída de los precios del azúcar -con lo que no se sacan ni los costos de producción- se suma la baja en aranceles para la importación de fructosa, que se espera que al cierre de 2012 sea superior a un millón 750 mil toneladas.

Lázaro Arias secretario de finanzas de la Unión Nacional de Productores de Caña, dijo que algunos países pretenderán hacerse no sólo de la fructosa, sino de otros calóricos como la stevia.

En tanto, Jaime Crivelli Espinosa, presidente de la Unión Nacional de Avicultores, afirmó que México podría ser invadido por diferentes productos, entre éstos pollo de Brasil, que acabaría con esa industria en nuestro territorio.

Ya se analiza la posibilidad de presentar una acción legal para evitar esta baja de aranceles, pues no se tomó en cuenta la opinión de los productores, además de que se pone en peligro su subsistencia.

“Posiblemente en un tiempo pueda estar bien porque el consumidor se va a ver beneficiado, pero al pasar los años los productos que se dejan de producir en México cuesta mucho más importarlos.”

Debilitamiento

Bosco de la Vega, responsable de negociaciones internacionales de la Confederación Nacional de Productores de Papa, consideró que con la disminución de aranceles el gobierno federal debilitó a todos los sectores productivos ante los países con los que no tenemos tratados comerciales.

Señaló que la producción de papa se pone en peligro ante países como Chile, Perú, Alemania, Holanda y Brasil.

Benjamín Grayeb, presidente del Consejo Nacional Agropecuario (CNA), informó que al bloque se unirán la Confederación Nacional Campesina, la Confederación Nacional de Organizaciones Ganaderas y la Asociación Mexicana de Secretarios de Desarrollo Rural.

El propósito es llegar a acuerdos con el próximo gobierno, lograr que se revierta esta decisión y se proteja más al sector, resaltó.

Grayeb afirmó que las decisiones del gobierno del presidente Felipe Calderón provocarán daños millonarios al sector aún incuantificables, con la consecuente pérdida de empleo de miles de trabajadores agrícolas.

Juan Carlos Anaya, director del Grupo Consultor de Mercados Agrícolas, lamentó tal decisión, en la que no se consultó a los productores del país y que pone en peligro a productos sensibles como la leche, azúcar y frijol.

Fuente: El Financiero.