México acusa a Argentina en la OMC

México acusa a Argentina en la OMC

El gobierno de México puso a Argentina en el banco de los acusados de la Organización Mundial del Comercio (OMC), al iniciar el proceso de consultas, que podría terminar con la formación de un panel de controversias, porque en ese país latinoamericano se imponen medidas comerciales restrictivas que afectan las exportaciones mexicanas.

Por ejemplo, las autoridades argentinas utilizan discrecional e indiscriminadamente medidas no arancelarias como la declaración jurada anticipada de importación, esquemas de licencias de importación no automáticas a diversos productos, pre-registros y pre-aprobación de todas las importaciones a realizar.

Otras de las barreras a las que se enfrentan los exportadores mexicanos, de todo tipo de productos, son que a los importadores argentinos de mercancías se les exige limitar sus importaciones y equilibrarlas con exportaciones, algo conocido como “dólar por dólar”, y sujetar las compras de bienes al cumplimiento de especificaciones técnicas relativas al análisis del contenido de plomo y otros metales pesados.

La Secretaría de Economía (SE) de nuestro país solicitó el viernes formalmente la celebración de consultas con el gobierno de Argentina por las medidas de restricción contra las exportaciones mexicanas.

“El gobierno de México reitera su profunda preocupación por las medidas proteccionistas que Argentina aplica, así como las prácticas no transparentes que afectan el comercio entre nuestras naciones y generan incertidumbre en los operadores económicos que pretenden exportar.”

Si en la etapa de consultas no se resuelva de común acuerdo el problema o de no celebrarse éstas en un plazo de 60 días, a partir del 24 de agosto de 2012, las autoridades mexicanas estarían en posibilidad de solicitar el establecimiento de un panel ante la OMC para que se estudie el problema y se resuelva la controversia.

Con ello aumentan los reclamos en contra de las barreras no arancelarias impuestas por los argentinos, ya que antes presentaron su inconformidad la Unión Europea en julio de 2012 y Estados Unidos y Japón el 21 de agosto.

Las autoridades mexicanas advirtieron que tienen el compromiso de combatir cualquier práctica que indebidamente impida la entrada de los productos de nuestro país a otros mercados y que en todo momento apoyará a la industria nacional y exportadora.

ACE 55

Cabe recordar que el 26 de junio de 2012 la presidenta de ese país latinoamericano, Cristina Fernández, suspendió unilateralmente, por decreto, los beneficios del Acuerdo de Complementación Económica 55, también conocido como acuerdo automotriz.

Esa suspensión estará vigente por un periodo de tres años, según se publicó en el Boletín Oficial de la República de Argentina.

Lo anterior se dio porque las autoridades argentinas querían renegociar el acuerdo automotriz y suspender los beneficios al 60 por ciento del comercio que se hacía bajo tal convenio, situación que no permitió México.

En 2011 el comercio que cubre el ACE-55 dejó un déficit para los argentinos de 693.2 millones de dólares, al ser las exportaciones mexicanas de autos de 998.4 millones y las importaciones de autopartes y vehículos argentinos de 305.2 millones.

Fuente: El Financiero